La importancia de unas buenas carillas dentales

La importancia de unas buenas carillas dentales

Salud

Lo más probable es que sepas lo que es una carilla dental porque es imposible en el transcurso de la vida evitar algún problema dental. Si un dia tienes que ponerte una, es bueno que conozcas que las carillas dentales de porcelana son de muy buena calidad.

Material de las carillas dentales

Estas carillas son hechas de porcelana porque se asemejan al material y color de tus dientes, por lo que puede pasar desapercibida para los demás e incluso mejoran la apariencia si se trata de un trabajo dental en los dientes frontales.

Sonrisa de Kim Jong Un

Aparte de la porcelana como material, se puede usar la resina y diversos materiales, solo que en este caso la porcelana no tiende a mancharse con el transcurso del tiempo e imitan mejor a los dientes. La resina tiende a ponerse negra con el paso del tiempo y hay que removerla posteriormente, mientras la porcelana dura más y no se elimina tanto diente al momento de colocarla.

Las carillas dentales se utilizan en estas situaciones:

  • El dientes se ha dañado, ya sea por un tratamiento de conducto, manchas de tetraciclina, exceso de flúor o empastes de resina que han decolorado el diente
  • Dientes desgastados
  • Dientes astillados o rotos
  • Dientes que no están alineados correctamente o tienen formas irregulares
  • Muchos espacio entre dientes

¿Cuál es el procedimiento para que te coloquen una carilla dental?

Colocarte una carilla dental implica unas tres visitas al dentista, una para la consulta y otras dos para hacer y aplicar las carillas, ya que con este procedimiento, uno o varios dientes pueden someterse a dicho recubrimiento.

El primer paso consiste en explicar al dentista el problema y él lo va a localizar cuando examine la dentadura y después de examinar los dientes es posible que ordene algún examen de rayos X o panorámica dental para tener una mejor imagen de tu dentadura.

Para preparar el barniz el dentista va a eliminar medio milímetro de esmalte de tu superficie dental que será el espesor de la carilla que posteriormente se le va a añadir, y para eliminar traumas y dolores, el dentista puede usar una anestesia localizada para adormecer el área a trabajar.

Como parte del proceso, el dentista hará un modelo de tu diente y lo envía a un laboratorio dental que será la encargada de hacer tu carilla, durando el proceso entre 1 o 2 semanas.

Sonrisa perfecta

La colocación de una buena carilla dental

Esta carilla debe ser cementada, pero antes, el dentista la colocará de forma temporal en el diente para examinar que la forma y el color sean los correctos en tu caso.

La siguiente fase es lograr hacer el ajuste de forma y color para que el trabajo pase desapercibido para lo cual el diente se limpia hasta que se sienta áspero y la razón de esto es que la unión entre el diente y la carilla sea más fuerte y todo logre su perfecto posicionamiento.

En el final del proceso, el dentista usará un aparato que arroja un haz de luz y hace que los químicos del cemento y la carilla se activen y endurezcan lo más rápido posible.

Si quieres la mejor de las sonrisas y lucirla sin vergüenza, es la hora de acudir a un dentista para que te haga una carilla dental.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *